EL IBEROSTAR TENERIFE SE ESTRENA CON PASO FIRME EN LA #BASKETBALLCL 19/20.

Volver
15/10/2019

Un arranque con paso firme. El Iberostar Tenerife inició este martes noche con buen pie la #BasketballCL 2019-20 al superar con solvencia a un buen Nizhny Novgorod (81-67). Una notable labor atrás de todo el bloque, la calidad del mejor Gio Shermadini en el interior y un trabajo muy serio de los aurinegros, junto con un arreón clave a la vuelta de la pausa para romper el choque, explican en parte el triunfo insular.

No fue fácil deshacerse de un rival, el ruso, que venía de batir al Zenit de Euroliga y que, pese a verse 17 abajo mediado el tercer cuarto (56-39), no tiró nunca la toalla y apuró sus opciones hasta el final. El caso es que el Canarias supo maniatar a varios de los teóricos pilares del conjunto ruso. Con Alec Brown casi inédito (solo pudo aportar cuatro rebotes y no vio aro) y Brandon Brown también muy bien sujeto (apenas dos puntos), el Nizhny sucumbió ante la mayor fortaleza de los anfitriones.

El Iberostar Tenerife trató de romper pronto el encuentro (17-10, tras triple de Álex Suárez), pero el Novgorod se amparó primero en la movilidad de Willis y en un parcial de 0-7, después, al inicio del segundo cuarto, para evitar la estampida canarista (24-21). El partido creció entonces trabado para los locales, que tuvieron cinco minutos un tanto espesos; si bien los visitantes no acabaron de aprovecharlo (37-34 al descanso).

Fue tras el receso cuando el Canarias exhibió su mejor versión. Tres triples consecutivos, uno de Dani Díez y dos de Sasu Salin, barruntaban el vendaval aurinegro. Gio Shermadini, letal en la pintura, prolongó entonces su masterclass bajo tablero, encadenó un par de 2+1 y el parcial aurinegro se fue hasta el 15-2.

El grupo de Txus Vidorreta niveló la balanza del rebote, que perdía al descanso; y redujo las pérdidas (diez al intermedio y tres a la vuelta). El Nizhny lo intentó con las acciones de Astapkovich, Baburin y Willis, pero no pudo más que evitar una desventaja mayor, entre otras cosas porque los tinerfeños se emplearon a fondo en defensa y provocaron que su adversario tardara cinco minutos en anotar al inicio del último cuarto.

Faena pues muy seria de un Canarias que estrena con una alegría su cuarta andadura consecutiva en la Basketball Champions League.

-- Pinchar aquí para ver las estadísticas / Galería de fotos de Miguel Barreto (BCL)